Belleza

El mejor exfoliante casero de azúcar y rosa mosqueta

By 3 julio, 2015 julio 15th, 2019 12 Comments
Hoy te traigo el mejor exfoliante casero de azúcar y rosa mosqueta, el cual encanta. Lo mejor es que no necesitas apenas nada para hacer este exfoliante y que tu piel quede súper suave, pero no suave normal, noooo si no la piel más suave que hayas tenido en muchísimos años.
 
 
Lo cierto es que tengo bastantes exfoliantes comprados tanto faciales como corporales, y aunque la gran mayoría son buenos me siguen gustando más los exfoliantes caseros.
 
Primero porque de esta manera yo sé realmente que es lo que contiene y lo que le estoy poniendo a mi piel.
 
Segundo porque son muchos más baratos.
 
Tercero porque no se pone malo, porque solo hago la cantidad justa.
 
Y cuarto, porque me quedan la piel mucho mejor, ya que yo elijo directamente los ingredientes que mejor le vienen  a mi piel.

¿Qué necesitas para hacer este exfoliante casero?

– Un bol, un vaso o similar.
– Rosa mosqueta.
– Azúcar.
– Agua.
 
El aceite de rosa mosqueta se puede encontrar en cualquier farmacia, yo suelo comprar el bote que veis por 9,50 €, aunque os aseguro que a la farmacia que yo voy no es de las más baratas, por no decir,que es de las más caras, pero como es la única que tengo cerca no me queda otra que aguantarme. 
 
Pero este aceite además de para hacer exfoliantes caseros también te sirve para:

Pasos a seguir para hacer este exfoliante casero:

1. Pon azúcar en un bol. La cantidad depende de lo que vosotros queráis exfoliar. Yo el día de las imágenes solo me exfolie las piernas por lo que más o menos es un vaso pequeñito de azúcar. Si te quieres exfoliar todo el cuerpo necesitaras 2.
 
2. Añadimos el aceite de rosa mosqueta. Para que nos quede una pasta tenemos que tener bastante líquido, por ello para no gastar tanto aceite le añadiremos también un poquito de agua.
mejor exfoliante casero de azúcar y rosa mosqueta
 
 
3. Después removemos hasta juntarlo todo bien. 
 
4. Por ultimo lo ponemos sobre nuestro cuerpo y empezamos a exfoliar en círculos para que se quiten todas las pieles muertas y que nos quede la piel divina.
 
Cuando termines, retira el resto con un poco de agua y¡Listo! Veras lo suave que se te ha quedado la piel. Si no tienes aceite de rosa mosqueta, puedes sustituirlo por aceite de argán o aceite de oliva. No te quedará la piel igual de suave que con este aceite, pero también son bastante buenos.
 
¿Qué te parece el mejor exfoliante casero de azúcar y rosa mosqueta?
 
Melyssa PG

Melyssa PG

Aficionada a las compras chollo, trucos de belleza y maquillaje.

12 Comments

Leave a Reply